A escribir! Me gusta escribir, me gusta compartirme con palabras; de pequeña escribía poemas y para la escuela, en la clase de literatura, llegue a escribir un pequeña novela dramática; me encantaba el drama y mi vida por muchos años también fue un gran drama de novela, ¡hasta que me cansé!
No crean que de eso tiene mucho tiempo; todavía a principios del año pasado tuve una recaída, así como los alcohólicos, solo que mi vicio era la tristeza y la depresión, ops! ¿se sorprenden? Yo también me sorprendo que haya pasado tantos años en la misma situación, sin disfrutar de tantas experiencias y oportunidades maravillosas que me regaló la vida. En este momento ya no me lamento por el tiempo “perdido”, lo que quiero con urgencia es disfrutar y aprovechar el tiempo que me queda en este planeta; ahora que finalmente entendí que yo soy la única responsable de mi vida y de como vivo las experiencias de todos los días, quiero vivir cada momento de la mejor manera que mi conciencia me permita vivirlo.
Me cuesta trabajo mutar de mi personaje Tristeza al personaje de Alegría y convertirme en una eufórica por la vida, aunque si he sido eufórica en ciertos momentos de mi vida pero solamente he dejado que pocas personas conozcan esa faceta extrema de mi. Pienso que lo importante es que tengas en equilibrio todas las emociones en tu vida; no es sano vivir en los extremos, sin embargo, si crecemos al experimentar y sentir cada una de nuestras emociones.
Escribo todo esto ciertamente, por que estamos comenzando un nuevo ciclo según el calendario con el que nos guiamos en México y la mayor parte del mundo, de las culturas y religiones. Sé que nunca regresaré a ese hoyo tan obscuro y profundo de la depresión en el que llegue a caer, por que ahora tengo las herramientas para poder ver las cosas desde otra perspectiva, y por eso me siento infinitamente agradecida. Mi objetivo en 2018 es seguir mejorando como mujer, esposa, madre, hija, hermana, tía, amiga, fotógrafa, emprendedora y sé que como consecuencia todas las áreas de mi vida se irán alineando y que llegará un momento en que ya no tenga que pensar más en mis personajes por que habré recuperado para siempre a la auténtica Gaby.

Ilustración: @artofraulito

Retrato Por Emma González

Back to Top